Viciados de Nulidad
Inicio » Humor » ¡No se aguanta más!: necesitamos un tarifazo, Luis

¡No se aguanta más!: necesitamos un tarifazo, Luis

El comunismo, otra vez desestabilizando, no aumentará las tarifas públicas. Luis no asumió y ya lo obligan a no cumplir con sus promesas. Pero desde VDN le hacemos el aguante.

No vemos la hora de que empiece a gobernar el señor Lacalle. Porque es el momento de poner al frente de nuestro país, a un hombre con las ideas bien claras acerca de los asuntos de la polis. Y si ya nos había quedado demostrado en la campaña electoral, es en los primeros momentos de la transición que confirmamos lo que será un gran gobierno.

Porque mientras Lacalle se reunía con Vázquez en el piso 11 y ya estaba viendo donde queda el baño o enterándose a qué hora abre la panadería de la esquina para comprarse el desayuno (cosas que como todos sabemos, es lo que tienen que saber un oficinista nuevo), el ministro comunista tupamaro desastabilizador, anunciaba que no van a hacerse aumento de tarifas públicas.

Y claro, el futuro gobierno de Luis ya tenía todo previsto para una transición ordenada y a la uruguaya. Es decir, el gobierno aumentaría las tarifas con un criminal incremento del 8% en promedio (lo que todos estos años se conoció como un “tarifazo”) y luego Luis podría cumplir con la promesa tan reiterada en campaña electoral de rebajar de la luz, el agua, el teléfono y, por qué no, también los combustibles.

Pero este gobierno irresponsable, inmaduro (o Maduro según se mire, porque hay que compararlo también con Nicolás) se le dio por dejar todo como estaba. Esta medida totalmente imprudente, no le permitirá guardar a Luis los millones con los que ya contaba. Entonces ahora el monto total del ajuste pasó a ser, de un saque, de 900 a 1300 millones de dólares. Es lo que tienen los saques rápidos.

Según comentó en una entrevista posterior a la reunión con Vázquez, esta descoordinación en el traspaso, implicará consecuencias no previstas. Pero el periodista Aldo Silva, en clara operación política, le preguntó si sabía que el gobierno había anunciado esto meses antes de comenzar la campaña. Y Luis le respondió, con total solvencia, que él y todo su equipo que están muy metidos en esto de los asuntos públicos, nunca habían escuchado semejante cosa.

No duró ni media hora en que desempolvaran de la hemeroteca, una noticia de julio donde el ministro de Industria, un tal Guillermo Moncecchi, parece que anunció que el gobierno no aumentaría las tarifas públicas. Claramente otra maniobra comunista para que Luis no pudiera cumplir con sus promesas.

Ahora, quebrado y desencajado por el estrés, Luis tendrá que anunciar que aumentará las tarifas. Y claro, como los insensatos comunistas tupamaros no hacen el tarifazo tremendo, que el bueno de Luis estuvo diciendo durante tooooooodos estos años que ahogaba al pueblo uruguayo, él ahora no tendrá más remedio que hacer un ajustecito como el que tuvo que hacer Macri en la vecina orilla. Quizás no del 300% pero si un simpático 50%, 60% o 70%. Vaya uno a saber. Pero todo por el bien de la sociedad uruguaya.

Por favor, Luis… Desde VDN estamos contigo y te pedimos que nos aumentes las cuentas. Estamos desesperados por pagar más. Mucho más. Y si es posible, que los empresarios no nos aumenten los sueldos ni las jubilaciones. Queremos volver a un pasado glorioso.

Luis: no solo hay gente que come las 4 comidas, sino que además, se compran autos y hace turismo. Interno, ¡¡¡pero también externo, Luis!!! No queremos vivir más en este caos comunista de derechos y no tener que contar las monedas para llegar a fin de mes. ¡Arrancá a gobernar, por favor!

1 comentario

  • El pueblo exige verdad. Luis nos va a mostrar lo q realmente cuestan las tarifas públicas, lo que realmente vale nuestro salario y, finalmente donde deben ubicarse los guarismos exactos de la rentabilidad de ka empresa. Si nos vamos a recontra cagar de hambre, que sea con la verdad. Eso es gobernar!!!!

Seguinos en redes

¿Qué te cuesta?
Para vos es un click y a nosotros nos ayudas a crecer.

Nuestro Instagram

Archivos